Presos palestinos solidarios...con la huelga de prisioneros en cárceles de los EE.UU.

La siguiente declaración fue publicada por palestinos del Frente Popular para la Liberación de Palestina que han sido encarcelados por el colonialismo sionista por su papel en la lucha por la liberación de su pueblo. Están entre los casi 6.000 palestinos actualmente encarcelados por la ocupación israelí. Su solidaridad extiende puños de resistencia y manos de la unidad a través de los barrotes de la prisión para apoyar la huelga nacional de prisiones de EUA que comenzó el 21 de agosto.

Escribimos hoy como palestinos encarcelados del Frente Popular para la Liberación de Palestina, detenidos en cárceles israelíes por nuestra participación en la lucha por la liberación de nuestra tierra y nuestro pueblo. Hoy, extendemos nuestra solidaridad a los prisioneros en las cárceles de EUA que participan en la huelga nacional de prisiones que comienza el 21 de agosto, luchando contra la explotación, el racismo y el capitalismo desde el corazón de las cárceles imperialistas.

Comenzamos expresando nuestro luto por George Jackson, el revolucionario y mártir encarcelado de la lucha de Liberación Negra. La huelga comienza en el 47º aniversario de su muerte, un evento que fue reconocido en Palestina y en todo el mundo en ese momento como un asesinato de una verdadera voz de lucha por parte de la clase dominante de EUA. Como prisioneros palestinos, también sabemos que George Jackson era un internacionalista y que las obras del poeta palestino Samih al-Qasem, que aborda el encarcelamiento y la resistencia, fueron encontradas en su celda después de su asesinato. Hoy, les escribimos para forjar una vez más esa conexión de lucha, a pesar de nuestras diferentes circunstancias.

La huelga en prisión es una lucha de trabajadores oprimidos y explotados, ante todo, enfrentando la brutalidad desenmascarada del capitalismo tras las rejas. En todo el mundo, los presos han protegido sus derechos humanos y han obtenido victorias mediante la lucha. Sabemos que están exigiendo mejores condiciones, el derecho a luchar en el tribunal por sus derechos y el fin de las sentencias excesivas y de por vida. También están exigiendo que se ponga fin a la nueva forma de esclavitud que se encuentra en las cárceles de EUA, donde a los trabajadores penitenciarios se les pagan centavos para producir bienes y prestar servicios a algunas de las corporaciones más grandes del país.

También saludamos su lucha contra el racismo. El colonialismo de asentamiento e imperialismo de EUA practican su racismo vicioso tanto interna como externamente, y el sistema penitenciario refleja esa realidad. Comunidades negras, comunidades latinas, comunidades árabes están siendo atacadas, enfrentando encarcelamientos masivos y un sistema que busca encarcelar y explotar en lugar de apoyar y alimentar a jóvenes y ancianos.

Hoy, los trabajadores penitenciarios son algunos de los trabajadores más explotados en EUA, y la misma clase dominante que se beneficia de la confiscación de tierras y recursos palestinos y del bombardeo de niños en Yemen también se beneficia del trabajo forzado de los prisioneros. Su lucha es una lucha de los trabajadores que es parte de nuestro conflicto global contra la explotación cruel que nuestros pueblos enfrentan hoy en día. Esta lucha dentro de las cárceles pone de relieve las profundas conexiones entre el racismo y el capitalismo y cómo la lucha contra ellos nunca puede desvincularse.

La campaña de boicot que es parte de su huelga también enfatiza el papel crítico del boicot al enfrentar la explotación y la opresión. Si bien nuestras circunstancias y vidas pueden variar mucho entre sí de muchas maneras, también nosotros enfrentamos la explotación económica a través de un sistema de “cantina” que busca sacar provecho de nuestro encarcelamiento como palestinos. Sabemos que los aprovechados de las prisiones en EUA también se benefician de las cantinas en prisiones, llamadas telefónicas y otras compras, y saludamos su campaña de boicot. Esta es la misma razón por la que hacemos un llamado a las personas de todo el mundo para que se unan al movimiento de boicot, desinversión y sanciones contra Israel. No podemos ni debemos ser consumidores de quienes se benefician de nuestra miseria y opresión.

Al ingresar a su huelga, les saludamos a ustedes y a su lucha, e instamos a todos los que aún no se han comprometido, a unirse a la huelga. Extendemos un especial saludo revolucionario a los luchadores encarcelados del Movimiento de Liberación Negro y otros movimientos de liberación, incluido Mumia Abu-Jamal, cuyo internacionalismo consistente y lucha de principios se conoce y resuena en todo el mundo. Exigimos la libertad de estos luchadores por la libertad en las cárceles de EUA, desde Leonard Peltier a Mutulu Shakur.

Sabemos por nuestra experiencia que es a través de la lucha y el enfrentamiento que se puede realizar la verdadera libertad. Su huelga se inicia dentro del corazón del imperialismo estadounidense, el mayor peligro que enfrentan nuestros pueblos palestinos y la gente del mundo. Sabemos que su victoria también será una victoria para Palestina, así como nuestras victorias en Palestina serán una victoria para todas las luchas contra el imperialismo, el racismo y la opresión en EUA y en el mundo.

Con saludos revolucionarios,

Los prisioneros palestinos del Frente Popular para la Liberación de Palestina dentro de las cárceles israelíes, y

Los prisioneros liberados palestinos del Frente Popular para la Liberación de Palestina

20 de agosto de 2018


Workers World